Visión humanista

¿A quién tenemos en cuenta?

La realidad es que en nuestro entorno hay mucha más gente de la que pensamos que lucha cada mañana con síntomas de salud mental. Hay mínimo un miembro en cada familia que recibirá un diagnóstico de enfermedad mental a lo largo de su vida. Nos parece siempre más lejano de lo que pensamos hasta que nos toca de cerca.

Hablar de forma abierta de ello, comprender el sufrimiento de esa persona, sus dificultades y ayudarles a entender porqué se dan, ayuda a la persona y su entorno a relacionarse con más aceptación tanto con ellos mismos como con sus seres queridos.

Negarlo lleva a más miedo, incomprensión y aislamiento.

Reconocer es reparar. Reparar es respetar.

En Talking Brain Factory trabajamos para convertir los diagnósticos en oportunidades.

¿Participas?